Neruda

Posted: June 14th, 2006 | Author: | Filed under: Ce-am mai văzut, citit, auzit | No Comments »

Vedere din fata casei sale
Tu risa

Quítame el pan, si quieres,
quítame el aire, pero
no me quites tu risa.

No me quites la rosa,
la lanza que desgranas,
el agua que de pronto
estalla en tu alegría,
la repentina ola
de plata que te nace.

Mi lucha es dura y vuelvo
con los ojos cansados
a veces de haber visto
la tierra que no cambia,
pero al entrar tu risa
sube al cielo buscándome
y abre para mí todas
las puertas de la vida.

Amor mío, en la hora
más oscura desgrana
tu risa, y si de pronto
ves que mi sangre mancha
las piedras de la calle,
ríe, por que tu risa
será para mis manos
como una espada fresca.

Junto al mar en otoño,
tu risa debe alzar
su cascada de espuma,
y en primavera, amor,
quiero tu risa como
la flor que yo esperaba,
la flor azul, la rosa
de mi patria sonora.

Ríete de la noche,
del día, de la luna,
ríete de las calles
torcidas de la isla,
ríete de este torpe
muchacho que te quiere,
pero cuando yo abro
los ojos y los cierro,
cuando mis pasos van,
cuando vuelven mis pasos,
niégame el pan, el aire,
la luz, la primavera,
pero tu risa nunca
por que me moriría.

Un poet erotic, un poet al frumosului, al marii si al vantului. Un poet al unei vieti simple, un poet care salasluieste in omul neruda, ale carui decizii sau manifeste politice nu ma intereseaza. Ma intereseaza frumusetea limbii si amalgamul de sentimente din poezia lui. Asa il vad eu si azi mi-am adus aminte de el dupa ce am gasit intr-un sertar un bilet cu niste versuri la care tin foarte mult:

“Dragostea mea,
ne-am intalnit
isetosati
si ne-am baut toata apa
si tot sangele;
ne-am intalnit infometati
si ne-am muscat
asa cum musca focul,
lasandu-ne unul pe altul raniti.”

Mai multe amanunte aici (biografie etc).



Leave a Reply